23 de enero de 2011

CAMPBIEIL SSW POR LA VOIE DES CORRIDORS

Ascensión al Campbieil SSW desde la estación de esquí de Piau-Engaly a través de la Voie des Corridors.
La vertiente SE del cresterío Campbieil-Estaragne es una impresionante pared de varios kms de largo, que domina desde más de un km de altura la estación de esquí de Piau-Engaly.
Varias vías ascienden por ella, siendo las más conocidas el Espolón Fischesser y la que nos toca, la Voie des Corridors. Como su propio nombre indica, no es un corredor, se trata de subir enlazando varios corredores, teniendo que atravesar empinadas palas de nieve y un preciosa arista nevada final que nos depositará entre el Campieil y el Campieil SSW, o Pico Lentilla. Está catalogada con una dificultad de AD, con unos resaltes que pueden llegar al 65 % (no fue nuestro caso) y un desnivel desde la base a la salida de la vía de 1100 metros.
El acceso es muy cómodo y rápido: los vehiculos se dejan en el parking de la estación de esquí y en apenas una hora y 200 metros de desnivel se accede al comienzo de la vía.
Este es el relato de la que considero hasta ahora como vía más bonita y espectacular de todas las que he hecho en Pirineismo invernal.
El sábado llegamos Pablo y yo al pueblo de Saint Lary, donde hemos quedado con Joseba -ÁQUÍ podéis leer su descripción-, que venía de pasar varios días por las alturas del Luchonnais.
La idea era subir a dormir en algún lugar bajo techo y resguardado de la estación de esquí de Piau-Engaly. Después de cenar en las calles del pueblo, subimos al primero de los parkings de la estación, donde conocía una cabaña-taquilla de la anterior vez que anduve por aquí. Con un poco de suerte, quizás tuviese un hueco donde poder dormir.

Y así fue... En su parte trasera un pequeño hueco nos iba a permitir pasar la noche a resguardo de la intemperie. Por cierto, no lo he comentado, pero nos encontrábamos a -14 ºC. La foto está sacada a la vuelta de la ascensión.

Debido a la orientación de la pared (SE) hay que procurar estar a bastante altura para cuando salga el sol, pero hoy no va a hacer falta madrugar tanto, con el frío que hace la nieve va a aguantar perfectamente.
Las fotografías en las cuales aparezco yo, están prestadas por Joseba.
A las 08:00 horas comenzamos a andar. Enfrente tenemos nuestro objetivo. Debemos de descender a la salida del telesilla de Mouscadès, cruzar la pista de Badet y atravesar el arroyo de la Neste de Badet.

Avanzamos por el fondo del valle.


Rebasamos la Cabaña de Moune...

y seguimos en dirección a la pared.

El sol comienza a iluminar la cima del Campbieil.

Echamos un vistazo al Espolón Fischesser (quizás algún día....)

Ya queda poco....

Para las 09:00 horas ya estamos preparados...

y comenzamos la ascensión. Durante este primer tramo, unas huellas antiguas nos van a ahorrar el ir abriendo huella en la nieve que cayó ayer por la noche, según subíamos a la estación.

Subiremos haciendo amplias zetas, dejando descansar los gemelos para lo que pueda venir después.

Al fondo vemos asomar el primer obstáculo de la vía, un resalte de 60 º.

Pero todavía hay que llegar a él.


Ahí mismo lo tenemos. Está totalmente cubierto de nieve, por lo que no montaremos reunión. La verdad es que no llegamos a sacar la cuerda en todo el recorrido.

Lo vamos superando uno a uno... Aunque la nieve está blanda, se deja subir.


Se acaban las dificultades por ahora.

Ahora nos toca subir por esta pala de nieve que nos dará un poco de tregua.

Presenta tramos muy estéticos.

Al fondo vemos nuestro punto de partida...


A partir de ahora, Joseba tomará el relevo, y será él el que vaya abriendo huella.

Debemos de dirigirnos hacia esa pala de nieve que gira hacia la derecha.

Superar este tramo nos ha costado mucho.

Vamos llegando al segundo resalte.

Durante varios cientos de metros la pendiente vuelve a empinarse hasta unos 60º.
La helada nieve no va a dar tregua a nuestros gemelos.


Vamos llegando al entronque con el Espolón Fischesser. Se aprecia una cordada que la ha recorrido.

Un vistazo atrás...

Aprovecharemos a partir de ahora la huella que han abierto los escaladores del espolón.

Venga Pablo...

Otro tramo empinado.

Detrás nuestro se aprecia el tramo final del Espolón Fischesser y al fondo Piau-Engaly.


Ahora hay que subir por otra amplia pala de nieve....


hasta llegar al tramo más estético de la ascensión





Ya tenemos a la vista la arista cimera.

Última rampa...

Y últimos metros.

14:00 horas. Hemos tardado cinco horas en recorrer la vía. Joseba posa frente al Pic Long.

Vaya palizón.

Pablo también ha salido.

Hace un viento helador, por lo que abandonamos enseguida este lugar y vamos rapidamente hacia el Campbieil SSW, que está aquí mismo. Al fondo contemplamos desde el macizo de la Munia, hasta el del Vignemale. Precioso.

Campbieil SSW (3157 m)

La idea original era el haber descendido por la Arista de Lentilla...

... pero el fuerte viento que hay hace que cambiemos de plan y decidamos bajar por el corredor SW, que está a resguardo de él, un recorrido utilizado por esquiadores y que presenta una pendiente de 40º.

De allí arriba venimos...

y esta vez, en lugar de descender hasta el fondo del valle, como hice en el agotador retorno de la Arista de Lentilla, iremos bordeando los contrafuertes de esta arista, intentando no perder altura.

Hasta ese collado situado a la izquierda del Lenquo de Capo debemos de subir. A la derecha vemos el Port de Cambieil y las laderas del Soum de Salettes.

El calor que hace en este tramo de subida nos va acaba de reventar. Para las 16:30 llegaremos al collado.

Un vistazo al comienzo de la Arista de Lentilla:

Ya sólo nos queda descender los 800 metros de desnivel que nos quedan hasta el coche, a donde llegaremos a las 18:00 horas, después de diez apasionantes horas de actividad.
Durante el descenso, contemplaremos los tramos visibles de la ascensión que hemos realizado.
El segundo resalte:

El inicio de la vía:

Y una vista general de la vertiente SE. Habrá que volver otro día...